Barra Vieja, Honduras: Toda una Comunidad Garífuna a juicio por invadir su territorio ancestral

Sambo Creek, Atlántida, 11 de mayo de 2015.- Como muestra de la insólita aplicación de la justicia en Honduras, el Juzgado de la ciudad de Tela, ha citado a la comunidad Garifuna de Barra Vieja, para los días 12 al 15 del presente a un audiencia, acusados de ser invasores de un terreno que forma parte del territorio ancestral Garífuna.

En el año 2007, el Instituto Hondureño de Turismo (IHT) interpuso a través de la empresa nacional Portuaria (EPN) una denuncia ante la Fiscalía de Tela, por la supuesta usurpación de tierras estatales, las cuales no podrían ser afectadas para otros fines, por tratarse de un proyecto de interés nacional.

El IHT se refirió al proyecto conocido como Indura Beach, empresa instigadora de los desalojos perpetradas en el año 2014. Para el 13 de junio de ese año, la Corte de Apelaciones de la ciudad de La Ceiba, emitió una orden de desalojo, la cual se llevo a efecto el 6 de agosto. Posteriormente el 22 de septiembre el juez accedió a una nueva solicitud de desalojo, dándose un conato de desalojo el 29 de septiembre, el cual se repitió el día 30.

La población de Barra Vieja retornó de nuevo a sus moradas, y se encuentra ocupando una vez más el territorio ancestral. Sin embargo, recibieron un requerimiento par presentarse al juzgado, como usurpadores de un territorio que ha sido utilizado por los garifunas desde el año1885 cuando fueron presionados a abandonar el antiguo Triunfo de la Cruz, conocido en la actualidad como la ciudad de Tela.

El caso de Barra Vieja es una violación del Convenio 169 de la OIT y Declaratoria de Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas,además de infringir el artículo 21 de la Convención Americana de Derechos humanos.

Existe una enorme jurisprudencia del Sistema Interamericano de Justicia que reafirma el derecho de los pueblos indígenas a su territorio ancestral. Desde la sentencia Awas Tigni vs Nicaragua hasta la del pueblo Saramaka versus Surinam, entre otras, ha quedado señalada la importancia del reconocimiento de los estados -nación a los derechos de los pueblos sobre sus territorios ancestrales.

Desafortunadamente los tribunales de la Ceiba y Tela, se apegan más a los intereses de la elite de poder, que al derecho de los pueblos y han demostrado hasta la saciedad desconocer los convenios y declaraciones internacionales emitidas a favor de derechos de los pueblos indígenas.

Para los Garífunas de Barra vieja, su territorio ancestral no es una dádiva, existe una relación intima con el territorio que ocupan. Para ellos la conexión con la madre tierra va más allá de un lucrativo negocio.

Solicitamos solidaridad para los habitantes de Barra Vieja, enviando cartas de apoyo dirigidas a la Corte Suprema de Justicia al siguiente correo electrónico comunicaciones@poderjudicial.gob.hn

Organización Fraterna Negra Hondureña

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s