Defensor territorial Garífuna detenido por usurpación de su territorio ancestral

Esta tarde fue detenido el dirigente comunitario y miembro de la Coordinación General de la OFRANEH, el compañero César Geovany Bernardez acusado de usurpar un terreno que se encuentra dentro del título comunitario otorgado a la comunidad de Guadalupe. El canadiense Patrick Forseth demandó a miembros de la comunidad Garífuna aduciendo la propiedad sobre un terreno que forma parte del patrimonio colectivo de la comunidad de Guadalupe.

Honduras: 220 años de resistencia y la sobrevivencia de la matrifocalidad del pueblo Garífuna

La familia extensa Garífuna prevalece, no obstante los esfuerzos realizados por la cultura dominante, y el proceso migratorio que se intensificó a partir de mediados del siglo pasado, contribuyendo ésto en cierta medida a fortalecer la condición matrifocal de nuestro pueblo, la que tiene raíces entre las culturas de la yuca amarga provenientes del río Orinoco y pueblos indígenas de África.
Desafortunadamente la herencia matrilineal (alagận) ha venido siendo sustituida por el concepto de herencia patriarcal predominante entre cultura mestiza. La aparición de procesos de “legalización” y titulación de tierras promovidos por el Estado, han servido para despojar al pueblo Garífuna, y desconocer la herencia matrilineal.

Alerta: nueva invasión al territorio garífuna de Vallecito, Colón

En horas de la tarde del día de ayer, un grupo de campesino invadió las Empresas Asociativas Garífunas de Vallecito; en está ocasión aparentemente apoyados por la Municipalidad de Bonito Oriental, la cual les proporcionó un vehículo para transportar a los “campesinos” al lugar de los hechos.
Desde el año 1996, cuando las seis empresas asociativas recibieron su reconocimiento jurídico por parte del Instituto Nacional Agrario (INA), comenzaron las presiones territoriales, siendo Miguel Facussé el primer invasor, hasta que un fallo de la Corte Suprema de Justicia frenó sus ambiciones de convertir el paraje en una plantación de palma africana.

A los 80 años de la masacre en la comunidad Garífuna de Durugubuti (San Juan, Tela)

El próximo domingo 12 de marzo, se cumplen 80 años de la masacre de Durugubuti (San Juan Tela), perpetrada bajo la dictadura del “nacionalista” Tiburcio Carías, en la cual fueron fusilados más de 19 Garífunas por el comandante Tomás Martínez conocido bajo el nombre de Tomás caquita.
Los 80 años de la masacre coinciden con las elecciones primarias en Honduras, las que se encuentran enrarecidas ante las denuncias que circulan en las Cortes de Estados Unidos sobre la infiltración del narcotráfico dentro de las instituciones estatales, situación que corrobora la condición de Honduras como república mafiosa.

Declaración de Pueblos Indígenas sobre el Convenio 169 y la Consulta Previa

Ante la persecución de los pueblos indígenas en Honduras por la defensa de nuestros territorios y bienes comunes lo que nos ha llevado a ser criminalizados y asesinados, en la mayoría de los casos por exigir el respeto al derecho a la consulta previa, representantes de los pueblos indígenas Pech, Lenca, Garifuna, Miskito, Maya-Chorti y Tolupan de Honduras reunidos en el Foro- Taller sobre el Convenio 169 de la OIT y la Consulta- Consentimiento Previo Libre e Informada (CPLI), en la ciudad Capital el día 20 de Febrero y 1 de Marzo del 2017

Persiste el Indura Hilton en despojar a la comunidad Garífuna de Barra Vieja

El pasado 12 de enero, el Tribunal de Sentencia de la ciudad de Tela remite a la Corte Suprema de Justicia el caso en contra de Elena Martinez Martinez, José Armando Gamboa, Luis Geovanny Lazo, Sotero Valerio Martinez, Heriberta Castillo y Carlos Humberto Castillo; acusados del delito de usurpación en perjuicio del estado de Honduras. La comunidad de Barra Vieja ha sido perseguida por el Indura Hilton, padeciendo de varios intentos de desalojo, así como de dos juicios en los que ha demostrado que los garífunas han sido los propietarios históricos del territorio en litigio.

Estancada investigación sobre matanza de jóvenes Garífunas a manos de militares

El 28 de diciembre del año pasado, militares atacaron a un grupo de garífiunas que se encontraban en horas de la madrugada en la barra de Iriona, departamento de Colón, teniendo como resultado de la agresión de los uniformados, las muertesde los jóvenes Joel Palacios Lino (24 años) y Elvis Armando García (19 años ). En Honduras existe una impunidad que cubre al 92% de los homicidios, y mucho más si existe la participación de los miembros de la fuerzas armadas, los que son aparentemente intocables. A un año de los hechos las investigaciones parece ser que estuvieran congeladas.