Garinagu a la defensa del río Cuyamel

El Proyecto Hidroeléctrico la Ensenada, perteneciente a la familia Ponce, vinculada al ex ministro de Agricultura y Ganadería del gobierno de facto de Roberte Micheletti, recibió una licencia ambiental en tiempo récord (un mes y diez días) con la cual pretenden destruir el río Cuyamel, localizado en la comunidad garífuna de Sambo Creek.

La producción de un 1,5 megavatios de energía eléctrica es la meta de la familia Ponce, la que al igual que otros miembros de la elite de poder de Honduras, se están repartiendo las cuencas hidrográficas de Honduras, con el pretexto de producir energía “limpia”. 

La oleada de licencias ambientales altamente cuestionables que se produjo durante el gobierno de facto, y la repartición de las cuencas del país por intermedio de las concesiones otorgadas  hace parte de una estrategia promovida por los estados Unidos,bajo el nombre de ECPA (por sus siglas en ingles de “Alianza de las Américas para la energía y el clima”), la que por intermedio del Proyecto Mesoamericano ( ex Plan Puebla Panamá) pretende construir más de 400 represas a lo largo del istmo mesoamericano.

Las comunidades garífunas de Iriona, Santa fe y Sambo Creek, no fueron consultadas en los procesos de la otorgamiento  de las licencias ambientales y mucho menos y en las concesiones. esta situación demuestra una vez la falta de compromiso del Estado de Honduras en cuanto al respeto del Convenio 169 de la OIT, el que fue firmado y ratificado en el año de 1994-1995.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s